Carretes. Potencia y control.

Playas de Cadiz.De sus diseños y prestaciones dependerá en mucho las distancias que alcanzaremos en nuestros lances.

Divididos en dos grandes grupos en el mundo del casting, tanto los de bobina fija como los de bobina giratoria, deben poseer características de robustez, facilidad en la reposición de piezas y una gran resistencia en la composición de sus materiales a la corrosión marina.
Verdaderos motores de nuestros equipos;  responsables, en ultimo extremo, de la delicada tarea de recogida de nuestras líneas y presas se convierten en objeto de culto para muchos de nosotros.

 

Diferentes conceptos para alcanzar un mismo fin.

Centrándonos, exclusivamente, en el mundo de Surfcasting encontraremos de forma habitual dos grandes grupos que abarcan la casi totalidad de los modelos existentes en el mercado.

El mas numeroso
, constituido por los llamados de tambor fijo, cuya principal característica es que su eje permanece fijo en la perpendicular del cuerpo del carrete mientras, es la bobina la encargada de recoger el sedal mediante un movimiento de rotación, es el mas usado y conocido en nuestras costas.

No obstante, el segundo gran grupo formado por los llamados de tambor giratorio o multiplicadores, se va imponiendo de manera paulatina en nuestras playas como compañeros inseparables en muchos casos de las cañas de repartición.

Son estos carretes mucho mas rápidos en el devanado del hilo al
permitir la salida de nuestros plomos  en un empuje lineal, y casi sin roce alguno, lo que nos asegura cotas de distancias mayores en lances de carácter técnico.

Carretes de bobina fija:

Las cualidades de estos carretes los han convertido en el preferido de muchos aficionados. La sencillez de su uso, y lo fácil de su mantenimiento, puede asegurarnos mucho tiempo de trabajo eficaz.

  Shimano Spin Power

No obstante
, hemos de huir de maquinarias excesivamente complejas que nos puede entorpecer la búsqueda de piezas de repuesto.  Será siempre preferible optar por maquinas de reconocido prestigio o que, al menos, gocen de un servicio postventa fuera de dudas.
Lamentablemente no es extraño encontrar
, en el almacén de cualquiera de nosotros, extraordinarias maquinas que, por falta de un repuesto, han de quedar olvidadas.